Reconcilación

RECONCILIACIÓN O PENITENCIA
La celebración de la reconciliación tiene lugar en forma comunitaria dos veces al año:
en Adviento y en Pascua durante la Misa dominical.

Esta celebración comunitaria de la penitencia también se tiene como preparación para los sacramentos de la Primera Comunión y de la Confirmación de jóvenes o de adultos.

Para las personas que desean una celebración personal de la reconciliación, lo que habitualmente llamamos “Confesión”, los Misioneros estamos siempre disponibles en la Misión, basta con expresar el deseo y buscar el momento adecuado sea en el despacho o en la capilla.

La confesión personal nos ofrece la oportunidad de una conversación con el sacerdote y nos ayuda a confrontar nuestra vida con lo que Jesús espera de cada uno de nosotros.